.
.
.

Se encuentra usted aquí

Colaboratorio

COLABORATORIO DE INVESTIGACIÓN FORMATIVA

El Colaboratorio de Investigación Formativa es una iniciativa que se suma a las estrategias innovadoras de la Facultad de Derecho de la Universidad Autónoma Latinoamérica, pues somos la única Facultad que tiene en el país una Notaría Académica, que cuenta con una Liga Universitaria de Protección al Consumidor y que desde ahora tendrá un Colaboratorio de aprendizajes sociales para apostarle a la Co-Implicación, para entendernos desde un nosotros y para generar redes de cooperación cimentadas en la confianza y la cooperación.

Nuestro Colaboratorio posibilitará conocimientos entre todos, porque hemos entendido que la cooperación nos humaniza y nos supone objetivos pero también oportunidades.

Antes, durante los tiempos feudales o del capitalismo temprano (industrial), cada quien estaba atado, visible o invisiblemente, a una esfera de actividad, de producción, y por tanto de vida. El agricultor lo era de una vez y para siempre, el talabartero o el profesor se atornillaban a sus funciones de una vez y para siempre, el artesano se dedicaba a su obra por el tiempo que duraran sus días sobre la tierra. Salvo alguna catástrofe, crisis o revolución, las cosas seguían su curso de manera casi que mecánica, girando y girando sin que nada nuevo surgiera bajo el sol. A este modelo de existencia, dominado por formas de producción esencialmente estáticas, le acompañaban forma de aprendizaje del mundo igualmente lineales, dominadas por aquello que Freire denominaba la “educación bancaria”, esto es, una educación puramente pasiva, con dos polos bien delimitados y contrapuestos: el maestro, portador de todo el saber, y el alumno, depositario de los conocimientos vertidos por aquel . El aprendizaje era memorístico y premiaba el repetir antes que el crear, la reproducción en lugar de la imaginación.

Pero este modelo comienza a mostrar grietas, producidas por el cambio en el modo de producción y existencia arriba anotado, evidenciándose que se ha reconfigurado de manera radical la sociedad y sobre todo, la manera en que percibimos y aprendemos las cosas.

El mundo ha dejado de ser el escenario de los puntos distantes y las acciones separadas, y ha devenido el objeto de la acción colectiva.

La investigación no puede ser  ajena a las dinámicas cooperativas. La investigación universitaria debe apostarle a la transformación, a lo que la filósofa Martha Nusbaumm llamaría el cultivo de la humanidad, pues como ella misma diría: “Nos corresponde a nosotros como educadores mostrar a nuestros estudiantes la belleza y el interés de una vida abierta al mundo entero, mostrarles que después de todo, hay más alegría en el tipo de ciudadanía que cuestiona que en la que simplemente aplaude, más fascinación en el estudio de los seres humanos en toda su real variedad  y complejidad que en la celosa búsqueda de estereotipos superficiales, que existe más amor y amistad verdaderos en la vida del cuestionamiento y de la autonomía que en la de la sumisión a la autoridad. Es mejor que les mostremos esto, o  el futuro de la democracia en el mundo lucirá muy sombrío”.

El Colaboratorio de investigación Formativa de la Facultad de Derecho de la Universidad Autónoma Latinoamericana nace para posibilitar el procomún, promover la empatía, sintonizarnos con el trabajo en red,  entendernos desde una educación expandida, viabilizar metodologías integradoras, Esta iniciativa es para experimentar y diseñar (es decir: diseñar sueños y transformar realidades).

Cuando nos preguntan  “¿qué es Colaboratorio?. La respuesta ha sido: Yo, tú, el, ella, nosotros. El Colaboratorio somos todos los que creemos que la cooperación y la solidaridad nos engrandecen como especie.

Somos ideas, somos aprendizajes juntos y expandidos, oportunidades para la creatividad.

.
.