¿Por qué estudiar?

La especialización propende por una sólida formación en la que se busca que el estudiante profundice y actualice su objeto de estudio a partir del abordaje de la problemática más sentida en materia del Derecho procesal penal. Adicionalmente preparando al estudiante para que aquellos que deseen continuar con su ciclo de formación puedan hacerlo en la Maestría en Derecho Procesal Penal y Teoría del Delito.


Perfil de ingreso

Profesionales con título universitario de Abogado.


Competencias

  • Capacidad de aplicar los conocimientos en el ejercicio del Derecho Procesal Penal y del ordenamiento jurídico, a fin de comprender y relacionar los fundamentos filosóficos y teóricos con su aplicación práctica.
  • Capacidad para formular y gestionar proyectos jurídicos.
  • Conocer, interpretar y aplicar las normas y principios del sistema jurídico nacional e internacional en casos concretos.
  • Buscar la justicia y equidad en todas las situaciones en las que interviene.
  • Capacidad de trabajar en equipos interdisciplinarios como especiaista en Derecho Procesal Penal, contribuyendo de manera efectiva a sus tareas.
  • Comprender apropiadamente los hechos políticos, sociales, económicos, personales y psicológicos -entre otros-, considerándolos en la interpretación y aplicación del Derecho.
  • Ser consciente de la dimensión ética de las profesiones jurídicas y de la responsabilidad social del especialista en Derecho Procesal Penal, y actuar en consecuencia.
  • Capacidad de razonar y argumentar jurídicamente.
  • Capacidad de dialogar y debatir desde una perspectiva jurídica, comprendiendo los diferentes puntos de vista y articulándolos a efecto de proponer una solución razonable.
  • Considerar la pertinencia del uso de medios alternativos en la solución de conflictos.
  • Capacidad para aplicar criterios de investigación científica en su actividad profesional.
  • Capacidad para aplicar sus conocimientos de manera eficaz en el área específica de su profesión.
  • Capacidad de enfrentar nuevas situaciones y contribuir a la creación de instituciones y soluciones jurídicas en casos generales y particulares.
  • Capacidad para redactar textos y expresarse oralmente en un lenguaje fluido y técnico, usando términos jurídicos y sintetizando sus argumentos de forma precisa y clara.
  • Capacidad para tomar decisiones jurídicas razonadas.
  • Demostrar conciencia crítica en el análisis del ordenamiento jurídico.
  • Capacidad de actuar jurídica y técnicamente en diferentes instancias administrativas o judiciales con la debida utilización de procesos, actos y procedimientos.
  • Actuar de manera leal, diligente y transparente en la defensa de intereses de las personas y organizaciones a las que representa.
chat